10 medidas para prevenir la parasitosis

¿Alguien en tu familia presenta alguno de estos síntomas? Tal vez tiene parasitosis, una enfermedad muy común que puede prevenirse y tratarse, pero que puede causar graves afectaciones a la salud, en especial en el crecimiento y desarrollo normal de los niños.

La parasitosis tiene varios síntomas como:

Falta o exceso de apetito, desnutrición en los niños
Trastornos de sueño y sensación de cansancio
Alergias e intolerancias alimentarias, acompañadas de estreñimiento o diarrea
Dificultades para digerir, gases, inflamación de estómago
Dolor de estómago recurrente
Picores en la punta de la nariz, en los ojos y en la zona anal
Constantes dolores de cabeza
Erupciones y granitos de acné
Calambres musculares y entumecimiento en las manos y pies
Anemia

👍¿Cómo evitar llenarse de parásitos? 
Una medida muy importante y que parece tan sencilla es lavarse las manos y lavar todos los alimentos que comemos. También siempre tomar agua que ha sido hervida. 

🤲💧¿Qué entendemos por manos sucias? a veces no las vemos sucias, pero si hemos tomado dinero, monedas o billetes, están llenas de bacteria y así no podemos tomar un alimento que vamos a comer.
Un examen de heces puede ayudar a detectar si tiene parásitos. No deje pasar más tiempo si tiene mucha diarrea o infección grave. 

Para mantener el organismo libre de parásitos que pueden generar serias enfermedades, la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda desparasitar a toda la familia por lo menos dos veces al año, es decir, una vez cada seis meses.

Se pueden utilizar desparasitantes en dosis específicas para niños, jóvenes, adultos y adultos mayores. También purgantes tradicionales como el Purgante de Magnesio

El Purgante de Magnesio es una preparación laxante que limpia de toxinas y parásitos el organismo que además contiene óxido de magnesio y extracto de ruibarbo.

Los parásitos más comunes son los helmintos (gusanos o lombrices) y las amebas (elementos microscópicos e imperceptibles). Cada parásito tiene su propio ciclo biológico, por lo que algunos pueden existir en el organismo humano durante años.

Según la Organización Mundial de la Salud, cuatro especies principales de gusanos intestinales (también conocidos como helmintos transmitidos por el suelo) afectan a casi una cuarta parte de las personas más pobres y marginadas del mundo. Son un importante problema de salud pública porque los gusanos interrumpen la capacidad de las personas de absorber nutrientes, impidiendo el crecimiento y el desarrollo físico de millones de niños.

El Ministerio de Salud del Ecuador y la Organización Mundial de la Salud recomiendan tomar en cuenta:

  1. Debe desparasitarse la familia completa (incluyendo a las personas que laboran en tu casa).
  2. Cambiar sábanas, toallas, y ropa de cama.
  3. Desinfectar frutas y verduras con agua y si es posible con agua y vinagre.
  4. Lavarse las manos cada vez que va al baño y antes de preparar o consumir alimentos.
  5. Evitar tener agua al aire libre. Consuma solamente
  6. Antes de ingerir carne, asegúrese que esté bien cocida.
  7. Limpie y desinfecte toda su casa después de haber tomado el medicamento. Los parásitos expulsados dejan sus huevecillos fuera del cuerpo y pueden regresar a su organismo.
  8. Lavarse bien las manos antes y luego de ir al baño.
  9. Mantener las uñas cortas y evite comerse las uñas.
  10. Explique a toda su familia o grupo familiar todas las medidas para prevenir infecciones

 

Aún no hay comentarios.

Dejar un comentario

Usted tiene que estar Conectado para dejar un comentario.

WhatsApp chat